Redacción de Thomson Reuters News, hace unos años. Foto: Christian M. M. Brady (CC)

Una de las preguntas que siempre han flotado en el aire cuando se ha hablado de la implantación de sistemas de inteligencia artificial en los medios, pero sobre todo aplicado al proceso de elaboración de informaciones, es qué impacto va a tener sobre las plantillas. ¿Realmente servirá como muchos editores indican para quitar tareas rutinarias a los redactores y lograr que tengan más tiempo para dedicarse a la información relevante, o quizá algunos puestos, incluyendo también a redactores, serán amortizados en aras a la implantación de sistemas de producción automatizada de contenidos? Más aún: en un contexto de crisis como el actual, ¿la llegada de la IA se traduce en despidos?

Y por otro lado, otra pregunta frecuente es cómo debe cambiar la información que se da desde los medios, sobre todo los que se dirigen a un público de profesionales que necesitan datos, ya que muchos de ellos trabajan ahora desde casa y los horarios ya no son tan fijos como antes, sino que el trabajo se extiende a cualquier momento de los 7 días y las 24 horas. 

Ayer, la agencia Thomson Reuters dio a conocer algunos de sus planes más inmediatos, y precisamente abordó ambas preguntas. Por un lado, anunció que a partir de ahora dependerá más de las máquinas para reducir costes. Pero rápidamente confirmó que las ventajas que otorga la automatización y la IA no se traducirán en despidos, sino que aunarán las ventajas de la tecnología y la producción humana para avanzar hacia el futuro. “La reducción de costes no se traducirá en despidos de personal”, aseveró de manera tajante la empresa de comunicación.

Te puede interesar:   Alemania: el envío de periódicos a suscriptores dejará de ser rentable en un 40% de los municipios en 2025

Y, por otro lado, anunció que el COVID ha dinamitado la forma en que los profesionales a los que se dirigen trabajan ahora, ya que necesitan información en cualquier momento, y que por tanto pasa a ser prioridad ofrecer un flujo de información continua en tiempo real las 24 horas del día y los 7 días de la semana.

Cerrar oficinas y prepararse para el mundo pospandémico

Thomson Reuters Corp dijo concretamente que “racionalizará la tecnología, cerrará oficinas y dependerá más de las máquinas para prepararse para un mundo pospandémico”, en un comunicado en el que anunció que ha obtenido mayores ventas y ganancias operativas.

La compañía con sede en Toronto desembolsará entre 500 millones y 600 millones de dólares durante dos años para mejorar sus sistemas tecnológicos, “invirtiendo en inteligencia artificial y aprendizaje automático para llevar datos más rápido a los clientes profesionales que trabajan cada vez más desde casa durante la crisis del coronavirus”.

Thomson Reuters pasará de ser un proveedor de contenido a una empresa de tecnología impulsada por el contenido, y de un holding a una estructura operativa, explicó.

Su objetivo es reducir los gastos operativos anuales en 600 millones de dólares mediante la eliminación de funciones duplicadas, la modernización y consolidación de la tecnología, así como mediante la reducción del coste inmobiliario. “Los despidos no son un foco de los recortes de costes y no hay planes actuales para desinvertir activos como parte de este plan”, insistió la compañía.

Te puede interesar:   Una investigación concluye que las secciones de opinión con más contenido local atenúan la polarización política

 

Los abonados a Reuters trabajan ahora desde casa y están atentos 24 horas los 7 días a la semana “y hay que ofrecerles información continua en tiempo real”

Observamos los comportamientos cambiantes como resultado del COVID en los profesionales, que trabajan ahora desde casa de forma remota y son mucho más dependientes las 24 horas, los 7 días de la semana. [Para responder la demanda] es necesaria información en tiempo real siempre disponible, servida a través de software y por AI y ML (Inteligencia Artificial y Aprendizaje Automático)”, dijo el presidente ejecutivo, Steve Hasker, en una entrevista.
Thomson Reuters, propietaria de Reuters News, dijo que los ingresos aumentaron un 2%, a los 1.620 millones de dólares, mientras que el beneficio operativo aumentó más del 300%, a 956 millones de dólares, aunque incluye venta de activos.

Thomson Reuters pronostica que el crecimiento de las ventas se acelerará en cada uno de los próximos tres años, en comparación con el crecimiento de ventas registrado en 2020, que fue del 1.3%, dijo la compañía en su comunicado de resultados.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here