Mark Rice-Oxley, en un momento de la videoconferencia

En la mayor parte de los análisis que se están realizando sobre el mundo del periodismo pospandemia por parte de periodistas y analistas de medios, uno de los cambios que más se cita como tendencia es el del periodismo de soluciones.

Durante el crecimiento de la curva de contagios, en el que la certeza sobre causas, efectos y vías de infectarse era menor, algunos de los artículos más consultados eran precisamente los que aportaban soluciones a los problemas que en esos momentos estaban sufriendo los ciudadanos. Cómo lo habían resuelto en otros países que iban por delante, qué hacer ante una situación concreta, etc.

Los lectores, gracias a ese periodismo que buscaba contestar preguntas más que añadir nuevas o simplemente enumerar las dudas que ya existían, que suele ser una de las críticas que se achaca en general a parte del periodismo actual, han encontrado en los medios una vía de solucionar los problemas del día a día.

Ese hábito o, al menos, la lealtad que se ha establecido entre muchos lectores y algunos periódicos se desvanecerá en parte si no se opta por incorporar a la producción diaria piezas que resuelvan problemas, que indaguen en cómo lo han resuelto otros, que no sólo apunten el problema, en definitiva, sino que vayan más allá

Te puede interesar:   Silvia Viñas: “El podcast es una oportunidad para llegar a lectores jóvenes, que quizá no compran el diario ni visitan los sitios tradicionales”

De hecho, ya hay una huida importante de lectores, que evitan entrar en contacto con noticias porque aparte del lógico cansancio que se ha producido tras estar pendientes de la información mucho tiempo, empieza a haber también, si no en general, sí en muchos casos, una vuelta al tipo de información de antes, de citas, polémicas, datos sin contextualización, y pocas piezas que ayuden a la gente en su día a día.

Rice-Oxley: “La analítica demuestra que los lectores están interesados en el periodismo constructivo”

The Guardian, por ejemplo, es uno de los medios que ha decidido incrementar de manera decidida sus artículos de periodismo de soluciones. Mark Rice-Oxley, responsable de membresía en el periódico británico y de la sección Upside (una sección centrada precisamente en el periodismo de soluciones) dijo recientemente en un seminario web sobre periodismo de soluciones que las analíticas de consumo de información de los lectores demuestran que están interesados en que el periodismo constructivo, el periodismo de soluciones forme parte del mix que ofrecen los periódicos “y ese cambio ha llegado para quedarse”.

Te puede interesar:   Francia pone en marcha un nuevo sistema de medición que trata de ser más justo con el impacto real que tiene la prensa en la sociedad

Rice-Oxley indicó que compañeros suyos han sido durante mucho tiempo escépticos sobre lo que este tipo de periodismo podía aportar, pero que cuando han visto que las historias que han escrito al respecto eran leídas por medio millón de personas, las reticencias se han evaporado.

The Guardian ha aumentado su cobertura de periodismo de soluciones o periodismo constructivo, aquel que tiene como objetivo resolver problemas, de dos o tres historias de soluciones por semana a dos o tres por día, es decir, unas siete veces más piezas a la semana de media.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here