El Otro País (Paraguay)
La portada de El Otro País, el nuevo medio de Paraguay que centra su foco editorial en el periodismo de soluciones.

La industria está “rota”, el modelo de publicidad “agotado”, la conexión con la audiencia “deteriorada” y la propuesta periodística “condicionada” por el lenguaje de las redes sociales y las plataformas. En ese escenario, ¿quién puede apostar a abrir un medio? 

En Paraguay, un grupo de periodistas entendió que ese diagnóstico no debía asustarlos ni cambiar sus planes: lanzar el medio El Otro País. Lo hicieron el 26 de abril pasado. 

Lo interesante del caso es que la propuesta editorial y comercial identifica la crisis de los medios y ofrece una propuesta que puede analizarse como caso testigo en América Latina sobre cómo pretende atender los distintos aspectos que conforman la crisis de la industria: nace con un modelo de financiamiento diversificado, plantea conectar con las audiencias a partir de un enfoque constructivo e incorpora la profundidad periodística en una diversidad de formatos cercanos a los hábitos de consumo actuales. 

Los artífices del proyecto son Desirée Esquivel Almada, directora ejecutiva del medio, y Andrés Colmán Gutiérrez, director periodístico. Conversamos con ellos dos para entender mejor la propuesta y cómo la están estructurando.

Desirée Esquivel Almada y Andrés Colmán Gutiérrez, casados hace más de dos años, viven en el interior de Paraguay, en la ciudad de Atyrá.

Desirée es periodista, fotógrafa, realizadora audiovisual y gestora cultural, además de embajadora en Paraguay de SembraMedia y gerente de comunidad del Foro Pamela Howard sobre Cobertura de Crisis Mundiales, del Centro Internacional para Periodistas (ICFJ) y la Red Internacional de Periodistas (IJNet).

Andrés es un reconocido comunicador, escritor y guionista paraguayo. Desarrolló su carrera principalmente en el diario Última Hora de Asunción, como reportero especializado en periodismo investigativo y narrativo.

 

(P) El Otro País se presenta como un medio que pretende “contar historias motivadoras, en la línea del periodismo de soluciones, con lenguaje narrativo y técnicas de investigación periodística”. ¿Cuál es el diagnóstico que los lleva a decidirse por esa oferta de contenido? 

(R) Desirée Esquivel Almada: Hace dos años, en plena pandemia, nos mudamos a Atyrá, una ciudad reconocida como la más limpia de nuestro país. Queda a casi dos horas de Asunción. Vivir aquí nos cambió la vida y nos hizo replantear muchas cosas para seguir haciendo periodismo y cómo hacerlo.

Conectando con mucha gente de aquí y de ciudades aledañas, reconocimos que las historias motivadoras no tienen mucha difusión en los grandes medios y que los noticieros de televisión, principalmente, se centraban en su mayor parte en lo malo que ocurre en el país.

Por ello, decidimos que El Otro País sea ese espacio de redes, de historias narrativas que se cuentan desde la solución, sea positiva o no, concluida o no, pero que no se quede en la denuncia solamente. En base a una encuesta informal que hicimos en nuestras redes o en medio de nuestros viajes, hablando con la gente, nos decían que para qué van a hacer algo si todo está mal en el país. Percibimos que hay una audiencia cansada de solo leer o seguir noticias malas. El Otro País quiere ser ese medio que motive y contagie con acciones. 

 

 

(P) Durante la presentación contaron que en El Otro País la audiencia no encontrará una cobertura de noticias tal como las conocen las audiencias, sino que habrá historias originales, investigaciones profundas, reportajes elaborados. ¿Por qué se decidieron por contar y ofrecer historias de estas características? 

(R) Andrés Colmán Gutiérrez: Creemos que, así como hay una audiencia que consume materiales más urgentes, breves y rápidos, también hay quienes prefieren contenidos más elaborados narrativamente, historias que no se vuelvan obsoletas al día siguiente, sino que queden vigentes con el paso del tiempo.

No vamos a contar “noticias calientes” sobre sucesos inmediatos, porque hay demasiados medios con más recursos que hacen eso. Buscamos diferenciarnos con reportajes narrativos e investigativos de largo alcance, que ofrezcan el debido contexto, que expliquen las cosas con mayor profundidad, y sobre todo que queden como piezas de periodismo literario o documental cinematográfico sobre los grandes temas, aunque siempre en la línea del periodismo de soluciones.

Nuestra percepción nos dice que hay una audiencia para este tipo de contenido. Ya veremos si esa audiencia es reducida o es mayor de la que creemos, pero preferimos hacer el periodismo que nos gusta y consideramos válido.

 

(P) Más allá de las definiciones que se pueden encontrar sobre el enfoque, ¿cómo definirían ustedes al periodismo de soluciones que la audiencia encontrará en El Otro País?

(R) Andrés: Creemos que los contenidos que pintan excesivamente un país lleno de problemas, solo de pobreza y corrupción, de asaltantes y sicario del narcotráfico al acecho, de políticos generalmente mediocres y ladrones, generan temor de salir a la calle por miedo, quitan ganas de luchar por un país mejor porque “todo está podrido o perdido”, llevan a la paralización social, generan pesimismo.

Sin embargo, mostrar la experiencia de personas y grupos sociales que están enfrentando los mismos problemas con propuestas de solución, en algunos casos con éxito, genera esperanza, ganas de imitar esos esfuerzos para conquistar una vida más digna.

El caso más patente es el de nuestra actual ciudad, Atyrá, que treinta años atrás vivió el esfuerzo de un intendente pionero, que salió a la calle con una escoba a barrer la calle y recoger la basura, y hoy es una práctica cultural extendida, que la convirtió en la ciudad más limpia del Paraguay, y existen ya varias otras comunidades siguiendo su ejemplo. Son esas historias las que nos proponemos contar, porque para los demás medios no son noticia, o lo son de una manera muy marginal.

 

El medio nace con varios formatos: reportajes en profundidad, podcast, videos y cómics.

 

(P) Los 18 temas que desde el sitio anticipan que cubrirán parece casi un manifiesto o un llamado a poner en valor todo aquello que pueda tener un impacto positivo en la sociedad. ¿Cuál es la visión detrás de esta selección y de tan detallado punteo de los temas que cubrirán? 

(R) Andrés: Muchos de esos temas son los que están en la agenda de grupos sociales de los que hemos venido formando parte desde nuestra manera de ejercer el periodismo. Algunos forman parte de antiguos valores de la cultura y la sociedad paraguaya y otros son relativamente nuevos para el ámbito más conservador, que se van incorporando a partir de corrientes progresistas o de avances en la cultura más universal.

Muchos de estos temas están también en la agenda de cobertura de los demás medios, pero no de una manera central, ni forman parte de un programa tan preciso como lo estamos enunciando en nuestra línea editorial. Tampoco nos cerramos a revisarlos o a que sean los únicos de los que nos ocuparemos, sino que constituyen solo una guía referencial de los asuntos que consideramos importante cubrir. 

 

(P) En estos primeros días, en el sitio se pudieron ver varios formatos de contenido, como reportajes en texto, videos y cómics. ¿Qué diversidad de formatos ofrecerán?

(R) Desirée: Reportajes de profundidad, bien narrativos para que dé gusto leer. También encontrarán artículos cortos. Algunos materiales solo serán acompañados por fotografías, otros, serán multimedia. En unos días más sacaremos los primeros pódcasts.

Cada mes habrá un cómic-reportaje, como lo denominamos, donde nuestras mascotas Batman y Robin traen historias de refugios y datos de animales en cómic, también traen recomendaciones de cuidados y la importancia de la castración que no solo soluciona el problema de la sobrepoblación, sino también les evita muchas enfermedades. Estas serían las diversidades de formatos que podemos manejar desde el equipo. 

(R) Andrés: Creo que estamos en un proceso de experimentar precisamente con estos formatos, que nos pueda permitir la plataforma digital, en base a los recursos con los que disponemos.

Lo principal seguirán siendo las historias contadas en lenguaje literario, con buenas fotografías e ilustraciones, pero en la medida en que podamos enriquecer nuestras entregas con juegos creativos, como el cómic o los videos, los audios o los gráficos animados, lo vamos a hacer.

Una de las secciones que buscamos enriquecer es la de “Creadores”, en donde ofrecemos obras de nuestros artistas nóveles o reconocidos, desde un cuento, una serie de poemas, una galería de fotos, un cómic, un corto cinematográfico, una colección de pinturas o esculturas, una sesión de teatro grabada o en vivo, un concierto, etc. Las posibilidades son infinitas, pero la meta es que seamos una ventana para que el arte llegue a la audiencia, con un retrato y una biografía de sus creadores.  

 

El equipo de El Otro País está conformado por 20 personas. 

(P) Durante la presentación hablaron de darle un lugar relevante a la participación de la audiencia. ¿De qué manera tienen planeado involucrar a su audiencia?

(R) Desirée: Más allá de lo que movilice en las redes sociales y de ver el comportamiento digital de la audiencia, queremos involucrar a la comunidad en las actividades presenciales que organicemos, desde Ñe’ẽ Raity (nido del lenguaje) – Espacio Creativo E.A.S. (empresa de acción simplificada), donde más allá de compartir y pasar un grato momento, podamos debatir y charlar en torno a temáticas para encontrar soluciones entre todos y todas, promover y, por qué no, llevarlo a la acción.

Creemos en la voluntad y predisposición de quienes nos siguen, y que están cansados de lo mismo. Hay muchas experiencias donde se unen autoridades locales, sociedad civil y ciudadanía en general y han logrado importantes impactos.

(R) Andrés: No queremos lectores pasivos, ni una audiencia pasiva, sino formar una comunidad activa en torno a El Otro País. Estamos convocando a que nos sugieran temas para reportajes, que se involucren, que escriban, que produzcan contenido, pero también que se acerquen en forma física y presencial a visitarnos, a participar de actividades, talleres, charlas, conferencias, recorridos turísticos, encuentros gastronómicos.

Tenemos muchas ideas de encuentros que iremos poniendo en práctica, en la medida de las posibilidades, pero principalmente queremos que el medio ayude a construir redes de solidaridad, de involucrarnos en campañas en favor de buenas causas, de valores compartidos, de metas de construcción de una sociedad mejor.  

 

(P) Al ver la composición del equipo, unas 20 personas, aparece la figura de asesores en determinados temas y, al mismo tiempo, colaboradores por regiones. ¿Cómo idearon el proceso de trabajo del equipo para garantizar el flujo de contenido?

(R) Desirée: El proyecto de El Otro País empezó a idearse hace un año aproximadamente, debido al proceso de registro de marca y conformación de equipo. Pensamos mucho en decidir a quién recurrir y ser realistas con nuestros fondos iniciales para echar a andar el proyecto. Con Andrés nos une mucho nuestras vidas personales y personas que conocemos gracias al periodismo.

Por eso, para conformar el equipo recurrimos a aquellas de nuestra confianza y con quienes compartimos ideales y sabemos de sus trabajos comunitarios. En el equipo hay mucho compromiso colectivo y eso lo pudimos percibir desde el primer contacto que hicimos para solidificar el equipo.

(R) Andrés: Algo que nos ha dado el periodismo ha sido la grata experiencia de conocer a personas claves en distintos puntos del país, con quienes venimos compartiendo buenas ideas y ganas de ayudar a construir un mejor país.

Al intentar formar un equipo, ha sido fácil transmitir la idea a gente con la que ya estábamos conectados en este proceso, sobre todo intentando cubrir las funciones esenciales para que el proyecto funcione. Es una veintena de personas solamente por la limitación de recursos, pero son muchas más, que ya se han ido sumando en distintos planos y niveles.

 

(P) Ya en el primer scroll del sitio se pueden ver los íconos de seis redes sociales o plataformas, por lo que interpreto que imaginan una gran presencia de El Otro País en las redes sociales. ¿Qué estrategia de contenido imaginan para estos canales?

(R) Andrés: Actualmente es imposible pensar en un proyecto periodístico sin tener en cuenta a las redes sociales. En nuestro equipo tenemos personas que se ocupan prioritariamente de conectar con la audiencia desde esas plataformas, distribuyendo los enlaces a los contenidos con cierta planificación, teniendo en cuenta que la meta es invitar a que ingresen a nuestro sitio y no se queden solo con lo que compartimos en redes. Las redes nos ayudan a conectar, a interactuar, a estar más visibles, pero la intención es que nos lean desde nuestra plataforma web.

 

(P) También durante la presentación anticiparon que no habrá muro de pago ni publicidad invasiva. Pero tienen previstas varias fuentes de financiamiento. Primero quería preguntarles sobre la suscripción y ese paquete de experiencias que ofrecerán. ¿Qué beneficios incluirán? 

(R) Desirée: Queremos controlar el crecimiento del proyecto, por ello la suscripción aún va dirigida a la gente que vive en Paraguay, porque las formas de pago son por transferencia bancaria o giros a la línea telefónica de El Otro País. En seis meses aproximadamente, pondremos otras ofertas para las personas que nos siguen desde el exterior y puedan abonar sus importes a través de tarjetas de crédito, por ejemplo. 

El paquete de suscripción por 6 meses tiene una inversión de 36 dólares e incluye: un libro editado con los mejores reportajes de El Otro País, sumando un par de materiales inéditos; 10% de descuento en todos los productos de Nuestra Tienda, una newsletter cada 15 días, con nuestras novedades y un análisis de la coyuntura, con las perspectivas de nuestra Redacción; y acceso gratuito a las actividades y los eventos que organizará Ñe’ẽ Raity – Espacio Creativo, con los miembros de la comunidad.

El paquete de suscripción por 12 meses tiene una inversión de 72 dólares e incluye: 2 libros editado con los mejores reportajes de El Otro País, sumando un par de materiales inéditos; 10% de descuento en todos los productos de Nuestra Tienda, una newsletter cada 15 días, con nuestras novedades y un análisis de la coyuntura, con las perspectivas de nuestra Redacción; y acceso gratuito a las actividades y los eventos que organizará Ñe’ẽ Raity – Espacio Creativo, con los miembros de la comunidad.

Entre los métodos de financiamiento, el medio cuenta con una tienda online que además promueve el comercio justo.

 

(P) Luego hablaron de publicidad o patrocinio de líneas de producción. 

(R) Desirée: Tenemos cinco espacios en la portada con banners de publicidad para sumar a las marcas. El plus sería agregar sus marcas a determinados reportajes para tener más visibilidad. Lo del patrocinio, claramente, lo mencionamos en el (o los) reportaje multimedia y brindamos líneas temáticas para que las marcas patrocinen y apoyen. 

 

(P) También aparece la posibilidad de contratar consultorías, asesoría en comunicación y talleres periodísticos. Queda claro que han pensado muchas alternativas para financiar el proyecto.

(R) Desirée: Sí, los medios digitales ya no pueden sobrevivir solamente con publicidad. Por ello, ponemos a disposición 6 formas de financiamiento para sostener el proyecto. Somos super claros y transparentes con lo que ofrecemos.

(R) Andrés: Un anuncio importante que hacemos en la página es: cualquier aporte, donación, publicidad, suscripción, etcétera, no condiciona nuestra línea editorial. Nos hemos fijado en los ejemplos de varios otros medios periodísticos digitales y, en base a ellos, hemos creado nuestras propias opciones de diversificación de fuentes de financiamiento.

 

(P) El medio cuenta, además, con una tienda con artesanía indígena y obras de arte. ¿Se inspiraron en algún medio u organización para su creación? 

(R) Desirée: Nos inspiraron los trabajos de calidad y la necesidad de poner a disposición productos a un precio justo. En nuestra tienda encontrarán artesanía indígena, obras populares, libros, obras de arte y alimentos orgánicos, con el afán de apoyar las prácticas de comercio justo, iniciativas de producción artesanal y orgánica, respetuosa del medio ambiente. 

 

(P) ¿Qué contenidos recomendarían para conocer su periodismo de soluciones?

(R) Desirée:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí