Le Monde cumple este mes 77 años con un récord: supera los 500.000 suscriptores de pago, contando tanto digitales como suscriptores de la edición impresa. «Para ser un hombre de setenta años -indican desde el periódico-, Le Monde está bien. Este mes, por primera vez en su historia, incluso superó el hito simbólico de los 500.000 suscriptores. Una cifra que se desglosa en 414.000 suscriptores digitales y 87.000 suscriptores de la edición impresa.

A estos suscriptores hay que sumar unos 30.000 ejemplares del diario que se venden cada día en quioscos y otros puntos de venta, en Francia y en el extranjero.

Le Monde ha aprovechado este hito para recordar su difusión histórica. «Este pasaje simbólico -indica el periódico francés- es una oportunidad para volver a la difusión de Le Monde, que ha experimentado cambios considerables en tres cuartos de siglo. Tanto es así que la mayor parte de la redacción es hoy incapaz de citar las cifras de circulación alcanzadas en el apogeo de la era del 100% papel. Por tanto, era necesario ahondar en los archivos de los servicios de distribución y suscripción para comprender mejor hasta qué punto la estructura actual de circulación del diario ya no tiene mucho que ver con lo que han conocido los más antiguos de sus lectores».

Ventas históricas de Le Monde desde 1945

Desde su primer año de existencia, en 1945, Le Monde superó los 100.000 lectores diarios: las ventas medias fueron de 70.000 ejemplares diarios, a los que hay que sumar 33.000 suscriptores. Pero no fue hasta 1964 cuando la tirada superó los 200.000 ejemplares, siendo entonces el peso de las suscripciones relativamente bajo (alrededor de 40.000). El hito de 400.000 copias se superó en 1973. Se alcanzó un pico de circulación en 1979 con 445.000 copias por día en promedio.

El récord absoluto de ventas de un solo número (en quioscos y otros puntos de venta) se estableció en 1981 con 343.000 copias vendidas por día (incluidas 74.000 fuera de Francia). Nunca se mejoró esa cifra, ya que las ventas de un solo número comenzaron a disminuir lentamente a medida que se acercaba el cambio de milenio. Aparecen leves mejoras en 1988, 1995 y 2007, años de elecciones presidenciales, pero no tuvieron continuidad.

«Las suscripciones son más resistentes gracias a una política comercial agresiva y a los cambios de uso», apuntan. La barrera de 100.000 suscriptores se superó por primera vez en 1993. El récord se alcanzó en 2006 con 137.000 suscriptores. «Pero la transición digital de la prensa estaba en marcha y el reflujo comenzó en 2008. Poco a poco fuimos testigos de una lenta disminución en las suscripciones al periódico impreso», añaden.

Un efecto de tijera llamativo

Con el advenimiento de la tecnología digital, la llegada de Internet y luego de las redes sociales, «el declive en la distribución del papel se está convirtiendo en un fenómeno global que afecta a toda la prensa diaria», recuerda el periódico galo. En 2021, Le Monde tiene alrededor de 87.000 suscriptores al periódico impreso (dos tercios de ellos también han activado su acceso a la edición digital) y 30.000 compradores diarios (incluidos unos 4.000 fuera de Francia).

«Afortunadamente -indica Le Monde- el fenómeno opuesto aparece en la década de 2010: el auge de la suscripción digital». Le Monde registró las primeras suscripciones digitales en 2010. Hasta entonces, el acceso a los artículos de lemonde.fr era gratuito. El despegue de las suscripciones digitales se aceleró en 2014. En 2016, cruzaron la marca de 100.000 suscriptores de pago por primera vez y superaron a las suscripciones «en papel». «El efecto tijera es llamativo: cinco años después, en 2021, la tecnología digital pesa cuatro veces más que el papel en el volumen de suscripciones».

Mientras tanto, las suscripciones a lemonde.fr superaron la marca de las 200.000 en marzo de 2019, la de 300.000 en abril de 2020 y las 400.000 en septiembre de 2021. «La pandemia de Covid-19 – y la sed de información que la acompañó – ha tenido una función catalizadora: entre marzo, antes del primer confinamiento, y el 31 de mayo de 2020, el número de suscriptores digitales en Le Monde aumentó en 70. 000″.

Desde entonces, la circulación de pago de Le Monde ha batido récords: la de 1979 fue superada en noviembre de 2020 y luego mejoró ocho veces, según las estadísticas mensuales, para llegar a 531.000 suscriptores en diciembre de 2021. Esta cifra tiene en cuenta todas las suscripciones y ventas al exterior, aunque la Alliance for Press and Media Figures (ACPM)le otorgará 446.000 para 2021, al tener un sistema de contabilidad distinto.

Objetivo: un millón de suscriptores para 2025

Le Monde «es hoy el primer medio de información general francés por número de suscriptores digitales y no pretende detenerse allí, ya que su gestión se ha fijado un objetivo de un millón de suscriptores para 2025″. Su audiencia global, que también incluye los lectores que no pagan, especialmente los que frecuentan el área de acceso gratuito de leMonde.fr, fue de 20,8 millones de lectores al mes en 2020, según cifras de la ACPM.

«Si el papel -apuntan desde Le Monde- es hoy un medio mayoritariamente minoritario en la distribución del periódico, todavía pesa más que el digital en los ingresos de suscripción y ventas al número, siendo menor el monto de la suscripción digital, que el de la suscripción en papel y que el de la compra de unidades en los quioscos conjuntamente».

Los ingresos por distribución representaron el 68% de la facturación de la sociedad editora de Le Monde en 2020 (frente al 22% de la publicidad): el 25% provino de suscripciones digitales, el 23% de ventas individuales y el 20% de suscripciones «en papel».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí